Madrid, tradición y vanguardia

Publicada el día: 23 mayo, 2013

Por sus encantos y por el idioma, Madrid es la gran capital europea, donde podemos sentirnos como en casa para iniciar en ella un recorrido por el Viejo Continente. En sí misma es un abanico de tradición y arte, a lo que se suma la nueva Madrid, vanguardia pura en materia de arquitectura.



 

Estratégicamente situada en el centro geográfico de la península Ibérica, a 646 metros de altitud sobre el nivel del mar, Madrid conserva uno de los cascos históricos más importantes de las ciudades europeas. La ciudad debe su denominación al nombre árabe de Magerit (“madre de las aguas”), con que se bautizó la fortaleza que en la orilla del río Manzanares hizo construir  Muhammed (823-886).  La ciudad creció bajo dominio árabe durante doscientos años, pero de esta presencia sólo se conservan algunos restos de muralla y alguna torre convertida en campanario.

La llegada de los Austrias, a partir del siglo XVI y con su mayor apogeo en el siglo XVII, marca el inicio de la monumentalidad que ha dado una de las zonas más renombradas en la capital. En 1561 el rey Felipe II nombró a la ciudad capital de su Imperio. El centro histórico, conocido también como “Madrid de los Austrias” y la impresionante Plaza Mayor, inaugurada en 1620 y uno de los rincones más populares y típicos de España, son muestra del esplendor de la ciudad durante los siglos XVI y XVII.

Cerca de la Plaza Mayor se encuentra el llamado “centro aristocrático” donde deslumbra el Palacio Real, monumental construcción del siglo XVII, mezcla de barroco y clasicismo. Los Jardines de Sabatini, el Campo del Moro, en el centro de la capital y la iglesia de San Francisco El Grande, las fuentes del Paseo del Prado, el Puente de Toledo, el Museo del Prado o la Puerta de Alcalá, son también ejemplos de este estilo.

Junto al Palacio Real, se erigen la Plaza de Oriente, el teatro de la Ópera y la moderna Catedral de la Almudena, consagrada en 1993 por el Papa Juan Pablo II. La Puerta del Sol rodeada de una variada y selecta zona comercial y el “Paseo del Arte”, bautizado así por sus incomparables museos, palacios y jardines, completan este conjunto monumental donde brillan con luz propia el edificio del Banco de España, el Palacio de las Telecomunicaciones y las fuentes de la Cibeles y Neptuno.

Arte y más arte

El arte y la cultura ocupan un lugar destacado en la agenda de Madrid. La capital cuenta con 73 museos que abarcan todo el conocimiento humano. Imposible no visitar el Museo del Prado, una de las más importantes pinacotecas del mundo, ya que posee la colección más completa de los siglos XVI, XVII y XVIII, con las mejores obras de las escuelas italiana, flamenca y española. También es fundamental conocer el Museo Thyssen-Bornemisza, con más de 800 cuadros, esculturas y tapices que abarcan desde los primitivos flamencos hasta los movimientos vanguardistas. Y además, está el Centro Nacional de Arte Reina Sofía, dedicado al arte español contemporáneo que alberga entre otras grandes obras El Guernica de Picasso.

Madrid ostenta asimismo un conjunto de palacios y monumentos que constituyen uno de los patrimonios más importantes de la historia de Occidente. Este conjunto, abierto al público, está compuesto por el Palacio Real de Madrid, el Panteón de Hombres Ilustres, el Monasterio de las Descalzas Reales, el Real Monasterio de la Encarnación, el Palacio Real de El Prado, el Palacio Real de Aranjuez, el Real Monasterio de El Escorial, la Casita del Príncipe de El Escorial, la Casita del Infante de El Escorial y la Abadía Benedictina.

Una forma cómoda y sencilla de conocer la amplia oferta cultural que posee la capital de España es utilizar las tarjetas turísticas Madrid Card y Madrid Card Cultura. Incluyen la entrada a monumentos emblemáticos y a más de 40 museos de la ciudad y los alrededores. Además, permiten realizar todas las visitas guiadas del programa “Descubre Madrid”, organizado por el Patronato de Turismo del Ayuntamiento. Pueden comprarse en las oficinas de turismo, llamando al +34 902 877 996, o a través de Internet, en la página www.madridcard.com.

Más entretenimiento

Y si lo que le gusta es la música, Madrid Opera Inn es una iniciativa muy atractiva que le da la oportunidad de asistir a las representaciones de ópera del Teatro Real.

Este paquete turístico incluye la entrada al teatro, una noche de alojamiento con desayuno en algunos de los mejores hoteles de la ciudad y una visita guiada por el Madrid de los Austrias. Además, facilitan reservas para otros espectáculos, restaurantes, visitas por la ciudad y excursiones por los alrededores. En el teléfono +34 915 400 404 se puede obtener más información sobre esta interesante propuesta.

En Madrid también se disfruta de extensos y cuidados parques y jardines como el Parque del Retiro, antiguo lugar de esparcimiento de los reyes españoles, la Casa de Campo, el Parque Juan Carlos I, que permiten disfrutar del sol, pasear, remar en sus estanques o dar de comer a las ardillas, ya que la ciudad es una de las capitales más verdes de Europa.

Pura hospitalidad

Pero si hay algo que caracteriza a Madrid es una profunda y contagiosa pasión por la vida que se refleja en el carácter amistoso de su gente. Conciertos, exposiciones, ballets, una selecta cartelera teatral, los últimos estrenos cinematográficos, degustar un amplia muestra de la mejor gastronomía española e internacional, saborear el embrujo de sus bares y tabernas, son algunas de las alternativas, además de una tentadora oferta comercial y de compras que incluye las primeras firmas y marcas internacionales. Asimismo, es imperdible la animada vida nocturna madrileña por la variedad y buen ambiente de sus bares, pubs, discotecas y tablaos.

Ciudad de vanguardia

El Madrid más moderno y vanguardista lo encontramos en las zonas del ensanche en sus dos grandes ejes, la Gran Vía y el Paseo de La Castellana. La Gran Vía, que se inició a principios del siglo XX, es hoy centro comercial, de diversión y de hoteles y el Paseo de La Castellana cruza la ciudad de norte a sur, y en él se encuentran algunos de los más elegantes hoteles de la capital, junto a empresas que han instalado sus sedes en edificios ultramodernos. Es en este sector de la ciudad donde se encuentra el Complejo AZCA, una gran manzana de rascacielos y edificios dedicados a la actividad privada y al esparcimiento, con jardines dedicados a Picasso y cuyo edificio más significativo es la Torre Picasso construida por Minoru Yamasaki, autor del World Trade Center de Nueva York.  A la izquierda, se encuentra el Palacio de Congresos y Exposiciones, obra del arquitecto Pablo Pintado de 1964 que está decorado con un gran mural de Joan Miró, realizado en 1970. Y a la derecha, el estadio de fútbol Santiago Bernabeu, que fue inaugurado en 1947.

Más al norte, junto a la plaza de Castilla se divisan las imponentes Torres Puerta de Europa, conocidas también como Torres KIO, así llamadas por ser la empresa kuwaití KIO la principal accionista del grupo inmobiliario que las construyó. Son dos grandes bloques de cristal creados por los arquitectos Philip Johnson y John Burgee, que le dieron quince grados de inclinación para dar la sensación de arco de entrada y tienen 27 pisos cada una. El recorrido por el Paseo de la Castellana continúa en jardines que están erigiéndose y en la remodelada central de ferrocarriles de Atocha.

Información clave

Oficina de Turismo de España en Buenos Aires: Carlos Pellegrini 1163, 3° piso, C.A.B.A. Tel.: 4328-9236/9664. Mail: buenosaires@tourspain.es / www.spain.info

 

Texto: Silvia Fittipaldi

Fuente y fotos: Oficina de Turismo de España en Buenos Aires.