Orlando: para niños niños y para niños grandes

Publicada el día: 9 diciembre, 2013

Disney y Orlando. Un paseo clásico en familia, pero… hay novedades. Los parques estrenan atracciones y Orlando es una ciudad para niños y también para quienes quieran sacar a pasear su niño interior o su adulto travieso. ¡A hacer las valijas para encarar este clásico paseo y a llevar poco para comprar mucho!



 

¿A dónde vamos este año de vacaciones? ¡A Disney!!! Gritan los chicos en un coro previsible, reiterado. ¿Y por qué no? Porque lo bueno es que Orlando promete diversión para toda la familia. Primero, los parques son el punto central, el primer destino dentro del destino. Son varios los que se encuentran en Orlando. Algunos de los más requeridos por los chicos son Walt Disney World, Universal, y SeaWorld. Los tres, este año inauguraron atracciones de alto impacto, pero sobre todo muy interesantes porque encantan a grandes y  chicos.
1) Walt Disney World Resort (WDWR). Dentro de este complejo se encuentra una serie de hoteles increíbles, y los Parques más conocidos: Epcot, Disney´s Hollywood Studios, Animal Kingdom y Magic Kingdom. Éste último es el más reclamado por todos los niños ya que en él está el famoso castillo que tanto representa a Disney y su magia, y es allí donde todas las noches se realiza el popular show de fuegos artificiales. Además, este año se amplió su zona dirigida a los más chiquitos, llamada “Fantasyland”, donde entre otras actividades, las nenas pueden vivir de cerca la historia de “La Sirenita”, paseando en un carrito y viendo a todos los personajes de la película. En WDWR está todo organizado: si te hospedás en cualquiera de sus hoteles, tenés resuelta la vía de transporte para cualquiera de sus parques, y si vas con un bebé, tenés alquiler de cochecitos y cambiadores en todos los baños.
2) Universal Orlando Resort. Cuenta con dos parques que se conectan internamente:
+ Islands of Adventures. Está constituido por varias islas temáticas –como la de Marvel, donde a través de una experiencia en 3D, los chicos ayudan a “El Hombre Araña” a derrotar al Doc Ock–. La más concurrida y a la que padres e hijos quieren ir sí o sí es The Wizarding World of Harry Potter (El Mundo Mágico de Harry Potter). Ingresar allí es pasar a formar parte de las asombrosas aventuras de Harry Potter y sus amigos. Además de volar con el protagonista en una de sus atracciones, los chicos pueden subirse a un dragón, pasear por el castillo de Hogwarts, comprar en Hogsmeade, comer en Three Broomsticks, probar Butterbeer y comer dulces que explotan. ¡Una experiencia realmente imperdible!
+ Universal Studios. También requerido por padres e hijos (sobre todo si son adolescentes) la nueva zona temática de este Parque es la de Springfield, ciudad donde viven Los Simpsons. Allí se puede disfrutar de una comida y una Buzz Cola en Krusty Burger, un Taco Fresho en el Bumblebee Man’s Taco Truck  y conocer a Krusty el Payaso y a Bob Patiño. En Universal Studios además se encuentran los nuevos simuladores de Shrek, y Mi Villano favorito. En esta última, al salir de la atracción los chicos pueden bailar con todos los personajes de la película.
Pero no todo finaliza acá. Guarden un poco de energía extra. Dentro de Universal Orlando Resort, se encuentra el Hard Rock Café, ideal para cenar y sumar a la colección de vasos y remeras de esta cadena algún producto que diga Orlando, y después, con el resto de energía que queda de un día agitado, no se pueden perder el espectáculo de Blue Man Group, que combina música, comedia y elementos multimedia.
3) SeaWorld. Por supuesto están los clásicos shows de delfines y orcas, tan aclamados por los más chicos. Pero lo más nuevo y atractivo de este parque es la impresionante zona a la que denominaron Antarctica Empire of the Penguin, una réplica magnífica de un hábitat helado con pingüinos reales, que hasta incluye un traslado en carritos giratorios para toda la familia. Eso sí, ¡hay que llevar abrigo porque la baja temperatura es real! Como novedad también, el parque inauguró una atracción en 3D para ver el recorrido de una tortuga marina a través de una pantalla circular gigante. Y los más arriesgados de la familia no se pueden perder la nueva montaña rusa Manta, la cual se hace, de principio a fin, boca abajo. ¡No la prueben después de comer! Ya sí para el almuerzo, (lo ideal es reservar mesa apenas lleguen, es la única manera de conseguir lugar), el Sharks Underwater Grill, es la mejor opción, ya que se puede comer al lado de una pecera enorme, llena de tiburones.
Y de la misma familia de SeaWorld, si se quedan con ganas de pasar más tiempo con delfines, en Orlando se encuentra Discovery Cove, una especie de playa con varios “mares” en los cuales se puede realizar diferentes actividades, entre ellas, nadar con un delfín. Pasar el día allí es un placer. Hasta para quienes sólo quieren descansar y tomar sol sin hacer otra cosa. Hay reposeras en medio de la arena, paradores donde venden licuados, y un restaurante. Por eso, si hay algún amante de la playa en la familia, no va a extrañar ir de vacaciones a alguna ciudad con agua salada.

Paseos y adrenalina
Orlando tiene miles de opciones de entretenimiento fuera de lo que son los parques. Si les gusta la adrenalina, pueden tirarse en paracaídas (Orlando Skydiving y Skydive Space Center son algunos de los lugares que lo ofrecen), hacer Ala delta (en el Wallaby Ranch Hang Gliding Flight Park, los visitantes son elevados a una altura de 610 metros por un avión de remolque ultraligero, para luego disfrutar de algunos de los paisajes vírgenes del centro de la Florida), realizar un recorrido en helicóptero (varias empresas, entre ellas International Heli-Tours, ofrecen recorridos narrados), y correr en un verdadero auto de carrera en Richard Petty driving experienc”, una experiencia única para convertirse en un gran co-piloto. Los autos son conducidos por un instructor profesional a 241 km/h.
Si les gustan los paseos más tranquilos, como por ejemplo un recorrido turístico en bote, o caminar por calles tranquilas mirando vidrieras, Winter Park es su destino. A través de sus avenidas bordeadas de árboles se puede disfrutar de unos deliciosos restaurantes y tiendas estilo boutique. Además, allí se encuentran el Scenic Boat Tour, un recorrido narrado por las mansiones situadas junto a los lagos y los históricos canales, y The Charles Hosmer Morse Museum of American Art, un museo con la colección más completa de las obras de Louis Comfort Tiffany.

¡La hora del shopping!
Uno o dos días de su paso por Orlando tienen que dedicarlo a las compras. Sobre todo porque esta ciudad ofrece grandes centros comerciales con las mejores y más populares marcas mundiales. En Mall at Millenia –clasificado entre los diez centros comerciales más exitosos del mundo por Shopping Centers Today-, podés encontrar marcas como Louis Vuitton, Prada, Chanel y las relojerías suizas Hublot, Omega y Breitling. Y para compras más abundantes, Orlando Premium Outlets, es el indicado.
Como ves, esta enorme ciudad ofrece infinidad de actividades para cualquier edad. Con mayor o menor intensidad, todos los integrantes de la familia van a disfrutar de este precioso lugar, donde lo principal es disfrutar y dejarse llevar por la imaginación.

Dónde alojarse
Hay varias opciones. Algunas de ellas son:
Cabaña Bay Beach Resort. Inspirado en los emblemáticos hoteles de playa de los años 50 y 60, y a estrenarse en marzo del año que viene en Universal Orlando Resort, tendrá suites familiares con una capacidad para hasta seis personas, que incluirán cocina con microondas y heladera. El hotel ofrece una oferta de preestreno increíble: Quienes realicen su reserva antes del 31 de enero, para hospedarse entre el 31 de marzo al 14 de junio de 2014, abonarán sólo 97 dólares por noche para estadías de siete noches. Esto representa casi un 50 por ciento de descuento del precio regular. Además, los huéspedes del hotel disfrutarán de una admisión temprana a The Wizarding World of Harry Potter, es decir, una hora antes de que abra el parque temático.
Disney’s Grand Floridian Resort & Spa. Considerado como el hotel emblemático de Walt Disney World Resort. De estilo victoriano, ofrece cocina de categoría mundial, spa de servicio completo, entretenimiento y lujosas instalaciones en sus seis extraordinarios edificios de techo rojo. Su restaurante Victoria & Albert’s es uno de solo dos restaurantes clasificados como Five-Diamond en todo el estado de la Florida, y ofrece un menú de precio fijo que consta de siete platos, y que es creado diariamente. Su magestuoso Spa, mezcla la elegancia de principios de siglo con modernos equipamientos y un toque de la fantasía de Disney.
Hilton Orlando Bonnet Creek. Cuenta con mil habitaciones y 3 restaurantes de alta cocina.
Hilton Orlando. Posee 2 piscinas, un río lento, un restaurante de carnes, un Spa y un campo de golf de 9 hoyos. Hyatt Regency Grand Cypress Resort. La navegación a vela, el golf y una piscina con doce cascadas, lo convierten en uno de los hoteles más lujosos de Orlando.
Hyatt Regency Orlando. Tiene un Spa de servicio completo y un gimnasio; 3 piscinas y 10 opciones de restaurantes y entretenimiento.
JW Marriott Orlando, Grande Lakes. Sus huéspedes tienen acceso al Ritz-Carlton Golf Club and Spa, a un río lento situado en las inmediaciones y a un terreno para practicar Zip-n-Climb Adventures, así como opciones gastronómicas que van desde cocina artesanal toscana hasta cocina clásica norteamericana.
Waldorf Astoria Orland.: Es el primero que se construyó fuera de la ciudad de Nueva York. Cuenta con un Spa de categoría mundial, un campo de golf de 18 hoyos y varios restaurantes de alta cocina, entre ellos el emblemático Bull & Bear.

Dónde comer
En Orlando la oferta gastronómica es amplísima. Aquí, los restaurantes que no podés dejar de conocer:
California Gril.: Es ideal para ir a cenar, ya que desde su terraza se pueden apreciar los fuegos artificiales de Magic Kingdom. Su menú es súper variado: incluye sushi, pastas artesanales y una completa carta de vinos de California.
Ethos Vegan Kitchen. Un restaurante vegano que ofrece cocina casera tradicional así como especialidades intercontinentales y una panadería vegana.
Ceviche. Tapas Bar & Restaurante. Quienes disfrutan la comida española deben pasar por este lugar. Hay más de cien tapas para elegir (las patatas bravas son imperdibles), paella a la valenciana, paella vegetariana, ceviche de pulpo, de gambas y de salmón, entre otros, y una carta de postres impresionantes.
Ocean Prime. Su lema es “Decir a todo que sí”. El cheff no se enoja si alguien quiere hacerle un cambio al menú o inventar uno a su gusto. Pidas lo que pidas, la respuesta siempre será un “Sí”. Su especialidad es el pescado y la carne, y cuenta con una lista de vinos exclusivísimos.
Más información en www.visitorlando.com.ar

Texto: Paula Matheu
Fotos: Gentileza Walt Disney World Resort, Universal Orlando Resort y Visit Orlando.