Aguardientes: pisco, tequila y gin

Publicada el día: 28 febrero, 2015

Bebidas blancas y de alto contenido alcohólico, son ingredientes de coctelería versátil aunque tengan emblemáticas versiones: pisco saur, Margarita y gin tonic. ¡Salud!



 

El aguardiente es una subdivisión de las bebidas alcohólicas. La diferencia radica en la materia prima utilizada para el destilado y el procedimiento de obtención. Del vino, por ejemplo, se obtienen el armagnac, brandy y coñac. Otro grupo está formado por el aquavit, bíter y vodka. Y hay una cantidad enorme de destilados de raíces y plantas típicas de un lugar o región, que instalaron las etnias especialmente americanas.

 

PISCO

Es el típico aguardiente peruano que se destila de uvas moscatel, oriundas del valle de Ica, cercano al puerto de Pisco, sobre el Océano Pacífico. Se bebe puro o mezclado con hielo y jugo de limón sutil (el de cáscara verde) y en idioma quechua quiere decir avecilla o pequeño pájaro. El pisco peruano se arroga el derecho de ser el mejor –y el auténtico- respectos de otros piscos elaborados en otros países. Y se esgrimen tres razones: 1) son productos de la destilación de mostos frescos y no de mostos fermentados varios meses antes; 2) su destilación se efectúa en alambiques de funcionamiento discontinuo y no en alambiques continuos que rectifican y eliminan muchos elementos constitutivos; 3) en ningún caso se les adiciona agua para rebajar su grado alcohólico después de la destilación. Otras uvas usadas son la quebranta (mutación propia del Perú) y, en menor cuantía, la negra corriente y la mollar.

Pisco Saur
Licuar 1 copa de pisco con 1/3 copa de azúcar blanca, agregar 1/3 copa de jugo de limón y añadir 6 cubos de hielo. Batir durante un minuto con 1 clara de huevo y 2 gotas de Amargo de Angostura (opcional).

 

TEQUILA

Aguardiente emblemático de México, se destila de la pita y lleva el nombre de la ciudad que tiene la mayor cantidad de destilerías de América Central. Sobre cómo beberlo, hay cientos de leyendas y costumbres. Quizá la más arraigada sea la de colocar sal gruesa sobre la mano (en la superficie abarcada entre el dedo índice y el pulgar) y se toma medio limón. Se bebe un sorbo de tequila, se lame la mano y se chupa el limón. Si resulta complicado y poco refinado, lo mejor es pedir un Margarita: allí están los tres ingredientes mejor dispuesto: la sal en el borde de la copa y el limón exprimido en el tequila. Imprescindible: mucho pero mucho hielo picado.

Margarita
Colocar en un plato de postre el jugo de medio limón y, en otro, 2 cucharadas de sal entrefina. Mojar el borde de la copa de cóctel en el limón y luego en la sal. Dejar secar. Aparte, picar 3 cubos de hielo y colocar en batidora con 5 cc de tequila, 2,5 cc de Curaçao seco y 2,5 cc de jugo de lima. Batir por 30 segundos y colar sobre la copa preparada.

 

GIN

La ginebra actual es una bebida noble, ajena por completo al alcohol barato de otros tiempos. De la templa de cereales y centeno, y junto con el destilado de las bayas de enebro, adquiere un bouquet aromático inconfundible. Es “madre” de innumerables cocteles: los creadores del gin fizz (dos barmen franceses) le adicionaron caramelo; y el gin oyster lleva yema, salsas ketchup y Worcester afirmando su origen inglés.

Gin tonic
Colocar 2 cubos de hielo en un vaso largo y llenarlo con gin hasta la mitad. Completarlo con agua tónica y perfumar con hojas frescas de menta. Si se desea, agregar una rodaja de limón y un toque de pimienta recién molida.