50 hábitos que tienen las personas delgadas

Publicada el día: 29 enero, 2017

Especialistas del fitness y la nutrición, pero también psicólogos y especialista de distintas disciplinas elaboraron un listado de costumbres concretas y actitudes en la vida que ayudar a mantenerse saludable y feliz. Y, por lo tanto, en forma.



 

1. Dormir bien
2. No adorar la comida: buscar el disfrute no dentro de lo que está en la heladera, sino afuera: música, deportes, amigos, familia, amor, parques, viajes, hobbies, cine.
3. Amar y respetar tu cuerpo: pensarlos, cuidarlo, sentirlo. ¡Y hacerse masajes!
4. Beber mucha agua.
5. Dejar la mesa aun con un poco de hambre.
6. Evitar las dietas a corto plazo.
7. Hacer deporte regularmente.
8. Preferir las escaleras al ascensor.
9. Bajar una parada antes del subte o el colectivo y caminar.
10. Caminar mientras hablás por teléfono y mover las piernas mientras cocinás.
11. No envidiar los modelos delgados. Buscar tu propia versión mejorada.
12. Comprar ropa que te guste para vos.
13. Comer sólo comida de calidad y siempre sabrosa.
14. No fumar.
15. No abusar del alcohol.
16. Tomar sopa liviana o caldo antes de cada comida.
17. No comer antes de acostarse.
18. Desayunar siempre y luego comer porciones pequeñas 6 veces al día. Tener días de ayuno de vez en cuando.
19. Comer carbohidratos saludables (avena, pan de grano entero, muesli, etc.).
20. Beber el yogurt antes de irte a la cama.
21. No prohibirse alimentos.
22. Masticar bien para comer despacio y saborear cada pedazo de comida.
23. No volverse adicto a los alimentos sin grasa. Los alimentos deben ser nutritivos.
24. No comer frente a una computadora o televisor.
25. No preocuparse demasiado por la sobrealimentación de un día. Sólo comer menos al día siguiente.
26. No curar el estrés y preocuparse con el chocolate.
27. Comer despacio.
28. Rechazar la comida chatarra.
29. Beber té y café sin azúcar.
30. Caminar mucho.
31. Tener relaciones sexuales regularmente.
32. No beber agua durante las comidas para no diluir el jugo gástrico.
33. No tratar de dejar su plato vacío como en la infancia. No hay que comer toda la porción.
34. Evitar los platos de colores fríos y buscar los que llevan amariilo, rojo, verde.
35. Limitar el consumo de sal.
36. Tomar la ducha de contraste.
37. Hacer algo interesante. La ociosidad provoca la glotonería.
38. No picotear mientras cocina.
39. Pesarse sólo con el estómago vacío.
40. No ir al supermercado con hambre.
41. Reír más, mucho. Si es con amigos, mejor.
42. Comer proteínas, frutas, verduras y más verduras.
43. Preferir alimentos naturales y sin procesar. También las especias naturales.
44. Mantener el estado de bienestar y felicidad. ¡Con lo que te haga feliz que no sea comer!
45. Evitar a las personas obsesionadas con las dietas.
46. Olvidarse de las configuraciones negativas como “Yo soy así”, “Yo soy gordo”, “Yo soy vago”.
47. Cuidar la salud: ir al médico, hacerse estudios, conocer las debilidades y protegerse.
48. Leer buenos libros. El fitness para los cerebros es tan importante como la aptitud para el cuerpo.
49. Evitar la ropa holgada que esconde la forma del cuerpo.
50. Dormir bien.