Panamá: mucho más que un canal

Publicada el día: 22 mayo, 2017

Estratégicamente ubicado, este pequeño país de América Central se convirtió, por su versatilidad, en un destino turístico ideal. Historia, cultura, playas de ensueño y shoppings con precios increíbles: todo lo que tenés que saber antes de viajar.



 

Mundialmente famosa por su canal, una obra de ingeniería de 77 kilómetros que conecta el Océano Pacífico con el Océano Atlántico, Panamá deslumbra por la amplia oferta de atracciones que ofrece para los amantes del turismo. Islas y playas de ensueño, arquitectura antigua y moderna, historia, cultura, selva, naturaleza y la posibilidad de hacer shopping a precios increíbles: un combo difícil de pasar por alto. Si estás pensando en tu próximo destino, te contamos por qué Panamá va a cumplir con todas tus expectativas.

Un poco de historia.
La historia de Panamá se construyó alrededor de su posición estratégica, de sus 75.420 kilómetros cuadrados que funcionan de unión entre América del Sur y América del Norte, de su superficie bañada en el norte por el Mar Caribe y en el sur con el Océano Pacífico. Su condición de país de tránsito lo convirtió tempranamente en un punto de encuentro de culturas provenientes de todo el mundo, mientras que las tribus indígenas que ocuparon esa región fueron los Cunas, los Chocos y los Guaymis. Base del transporte marítimo de minerales y metales preciosos de Perú a España, primero dependió del virreinato de Perú, luego fue colonia del país europeo y al independizarse decidieron unirse a la República de Colombia. Es recién en 1903 que, luego de la Guerra de los mil días, Panamá proclama su independencia.

Imperdibles.
El Canal de Panamá.
Considerada una de las obras más importantes de la ingeniería mundial del siglo XX, está ubicado a solo 20 minutos de la ciudad. Para conocer su historia, en el Centro de Visitantes se encuentra el museo, con exhibiciones interactivas y películas. Allí mismo se puede subir a una terraza desde donde se pueden ver los barcos que transitan a través de las esclusas de Miraflores. También se puede contratar un “mini-crucero” por el día, recorrer las exclusas de Miraflores o ir a la zona selvática que rodea Gamboa, a orillas del río Chagres.

Otro de los lugares simbólicos de Panamá para no perderse es el Puente de las Américas. Esta gran construcción de acero de casi 17.000 toneladas y 1.654 metros de longitud fue construida en el 1962 en la entrada del canal de Panamá.

Pasado y presente. Cada año, turistas de todo el mundo llegan a Panamá para vivir la experiencia de recorrer una ciudad moderna y hermosa, con zonas llenas de historia y cultura y con todas las comodidades de un centro de negocios que ganó, con los años, fama mundial. Entre los imperdibles de la ciudad capital, hay que recorrer el Casco Viejo, el barrio colonial, el Convento Santo Domingo, el Cerro Ancón, el Mercado de Mariscos, la Plaza Bolívar y la cinta costera. Por su parte, la “Panamá moderna”, producto del crecimiento económico y el aumento de la inversión durante los últimos diez años, se destaca por sus rascacielos y su impronta innovadora. Para alojarse, ir a comer o simplemente visitar, el hotel Radisson Decápolis y el Hard Rock Hotel son dos espacios llenos de sorpresas.

 

Playas. En Boca de Toro, ir a Boca de Drago es una obligación. Se puede recorrer la playa en bici, comer los pescados más frescos en los restaurantes de la zona y está a 15 minutos de Playa Estrella, el lugar perfecto para bucear y deslumbrarse con las increíbles estrellas de mar. Cayos Zapatillas invita a la paz con sus arenas blancas y su agua turquesa, y San Blas, un paraíso escondido, es un viaje al pasado por su naturaleza y la presencia de las raíces de un pueblo tradicionalista y tribal. Isla Coiba, Santa Catalina, Isla Contadora e Isla Bastimentos son otras opciones para conocer Panamá.

Ecoturismo. Para los amantes de las actividades al aire libre y el contacto con la flora y la fauna del lugar, las opciones son variadas. Entre junio y octubre, el avistaje de ballenas es la actividad ecoturística más elegida. Mientras en las playas el surf, el esnórquel, la pesca y el buceo son las destrezas más elegidas, en las zonas de bosques, repletos de cedros, laureles, cerezos, mangos, cocos, robles y muchas más plantas y arbustos locales se puede practicar senderismo, montañismo, ciclismo, rafting y avistaje de aves. Para tener en cuenta, el Parque Nacional La Amistad es una de las áreas protegidas de mayor extensión y con más cantidad de atracciones.

Comprar y pasarla bien. La vida nocturna de este país centroamericano y sus tiendas completan unas vacaciones de ensueño. En Ciudad de Panamá se puede disfrutar de restaurantes de primer nivel, bares, casinos y tiendas. Los modernos centros comerciales, como Centro Comercial Multicentro, Centro Comercial Multiplaza Pacific y el Centro Comercial Albrook, ofrecen precios apenas más altos que en Miami. Las marcas más famosas del mundo, como Gucci, Prada, Cartier, Hermes, Nike, Ralph Lauren, Micheal Kors, Carolina Hererra y Chanel desembarcaron en este paraíso de compras para hacerlo aún más irresistible.