Las obras más impresionantes de Frank Gehry

Publicada el día: 28 agosto, 2017

Osado, creativo y transgresor, el arquitecto canadiense -considerado en la actualidad uno de los más influyentes del mundo- desplegó su ingenio por el mundo a través de sus proyectos. Te mostramos los más innovadores.



 

“Las ciudades tienen que tener íconos. Bibliotecas, hospitales, museos. Dentro de 100 años, la gente los verá y dirá: “¿Qué es eso?”. Y pensará: es arte.”

Corría el año 2009 y el célebre arquitecto canadiense Frank Gehry, reconocido a nivel mundial por el movimiento y la osadía de sus obras, aseguraba que la tarea de construir edificios y el arte son capaces de convivir sin la menor contradicción. Así lo explicaba aquel entonces y así se reafirma en cada uno de sus proyectos, imponentes esculturas funcionales. ¿El más conocido? El Museo Guggenheim de Bilbao, uno de los edificios más representativos del deconstructivismo.

Frank Gehry nació en Toronto en 1929. 18 años después se trasladó junto a su familia a Los Ángeles, Estados Unidos. Luego de recibirse de arquitecto en la Universidad de California del Sur, cursó Urbanismo en la Escuela de Diseño de la Universidad de Harvard. Casado y con dos hijas, se trasladó a París, donde analizó el estilo de célebres figuras como Le Corbusier, luego inspiración para sus propias obras. De regreso a California, Gehry fundó su propio estudio y, desde entonces, desarrolla una arquitectura absolutamente personal en la que se destaca la experimentación con los materiales, el juego con las formas y los volúmenes y la sensibilidad con el entorno.

Galardonado con los más prestigiosos premios en el campo de la arquitectura -se alzó con el Pritzker en 1989, el Premio Imperial Japonés en 1992 y el Twenty Five Year Award del Instituto Americano de Arquitectos en 2012, entre tantos otros- Gehry se convirtió, en 2014, en el séptimo arquitecto en recibir el prestigioso Premio Príncipe de Asturias a las Artes. En la actualidad, Gehry continúa diseñando y dirigiendo proyectos para clientes de todo el mundo a través de Gehry Partners LLP, su estudio, ubicado en Los Ángeles.

Las diez obras más impresionantes de Frank Gehry

El Museo Guggenheim de Bilbao. Se inauguró el 18 de octubre de 1997 y es la obra maestra que le dio a Frank Gehry fama mundial. Sus formas curvilíneas están recubiertas de piedra caliza, cortinas de cristal y planchas de titanio.

La Casa Danzante de Praga. Originalmente, el arquitecto bautizó al edificio “Fred and Ginger” por los famosos bailarines Fred Astaire y Ginger Rogers. Se trata de una obra deconstructivista diseñada en 1992 en una parcela frente al río Moldava.

El Walt Disney Concert Hall de Los Ángeles. Construida con su característico estilo de diseño en metal, esta sala de conciertos, levantada entre 1992 y 2003, resulta muy similar al Museo Guggenheim y funciona como sede de la Orquesta Filarmónica de Los Ángeles.

La Fundación Louis Vuitton de París. Gehry imaginó este edificio como un Iceberg de 9.000 m² envuelto por velas de vidrio. Se encuentra en el Jardin d’Acclimatation del parisino Bois de Boulogne y abrió sus puertas en 2014.

El Vitra Design Museum de Alemania. Se trata de la primera obra de Gehry en Europa, fue realizada en 1989 y se destaca entre las obras del arquitecto por el uso casi exclusivo del yeso blanco y una aleación de titanio y zinc.

El Biomuseo de Panamá. Fue el primer edificio ideado por Gehry para Latinoamérica. El diseño buscó contar la historia de cómo el istmo de Panamá surgió del mar, uniendo dos continentes, separando en dos el océano y cambiando la biodiversidad. Se inauguró en 2014.

La Bodega Marqués de Riscal de España. Ubicada en La Rioja, el edificio aloja un hotel de lujo. Se trata de una composición de prismas rectilíneos que flotan sobre el suelo gracias a tres supercolumnas que soportan todo el edificio.

El Pez Dorado del Paseo Marítimo de Barcelona. Se trata de una monumental escultura metálica ubicada en el puerto Olímpico que señala el comienzo del Paseo Marítimo a través de sus reflejos dorados. Fue encargada al arquitecto en el marco de los Juegos Olímpicos de 1992.

La Clínica de Salud Mental Lou Ruvo de Las Vegas. Se trata de una clínica de investigación con una impronta similar al Guggenheim, con muchas curvas y placas de acero. Fue elogiado por los críticos americanos por ser uno de los espacios interiores más interesantes del arquitecto desde el Walt Disney Concert Hall.

El Experience Music Project (EMP) de Seattle. Este edificio fue un encargo del magnate de la informática Paul Allen. Se trata de un homenaje a Jimi Hendrix y al proceso de evolución creativa de la música americana. Fue construido entre los años 1995 y 2000 está inspirado en la guitarra Fender Stratocaster que solía usar el músico.

Beekman Tower, de Nueva York. Premio 2012 al mejor rascacielos (Emporis Skyscraper Award 2012). Situado en el distrito financiero de Manhattan, tiene 265 m de altura, 76 plantas y es el edificio residencial más alto de EstadosUnidos,con amenidades insuperables y despejadas vistas panorámicas de 360 ​​grados de sus 899 residencias. Una estructura revestida de cristal y acero inoxidable.

 

Mirá el video del director Sidney Pollack sobre la obra de Frank Ghery

* Deconstructivismo o De constructivismo es un movimiento moderno que surge en la década de los 80 del siglo XX y retoma algunos conceptos del construtivismo ruso de 1920. Forma parte del posmodernismo junto con el High tech y la arquitectura sostenible. La arquitectura deconstructivista se  caracteriza por un diseño discontínuo, fragmentado, que reniega de la simetría y de la geometría euclediana. Todo dentro de un caos controlado y una estimulante impredecibilidad. Frank Gerhry, Zaha Hadid, Rem Koolhaas, Daniel Libeskind son algunos grandes, representantes de este movimiento.